El pasado 08 de julio, el Centro de Coordinación EuroVelo – España -CCEV- presentó a la ECF el borrador de solicitud de la nueva ruta EuroVelo Ibérica.

Esta nueva ruta EuroVelo es una iniciativa de ConBici, a través del CCEV, y de la FPCUB portuguesa, junto con las comunidades autónomas concernidas: Extremadura, Castilla La Mancha, Comunidad de Madrid y Aragón.

La ruta, que parte desde Lisboa y pasa por Badajoz, Mérida, Toledo, Madrid, Teruel, Zaragoza y Huesca, atraviesa el corazón de la Península Ibérica. Tendrá una longitud máxima de 1.862 km, de los cuales 315 km corresponden a Portugal y 1.547 km corresponden a España.

Las 46 etapas definidas recorren los paisajes más significativos del interior peninsular como son las dehesas del Alentejo y Extremadura, las vegas del Guadiana y del Tajo, los montes de la Cordillera Ibérica o las estepas y encinares aragoneses.

La ruta conectará con Francia, a través de los Pirineos para luego, eventualmente, seguir hacia Toulouse y la red cicloturista francesa.

La ruta pasará por 79 espacios protegidos de la Red Natura 2000, por 5 sitios Ramsar, 9 sitios declarados Patrimonio Mundial por la UNESCO y por 2 Geoparques de la Red Global de la UNESCO.

El informe de solicitud recoge los frutos del intenso trabajo de las administraciones de las 4 comunidades autónomas por las que pasa que, junto con el CCEV, ConBici y la FPCUB, han conseguido avanzar en la definición del itinerario, poniendo en valor los recursos locales de la “España vacía” e identificando los puntos fuertes de la propuesta.

Se ha realizado también una importante labor de coordinación entre Aragón, la Diputación Provincial de Huesca, los departamentos 64 y 65 franceses y el Centro de Coordinación EuroVelo francés con el fin de consensuar el cruce de los Pirineos y de dar continuidad a la ruta hacia el Norte. 

Los próximos hitos serán la defensa de esta propuesta en el EuroVelo Council del mes de octubre y la redacción de la propuesta final que se entregará a finales de este año 2022.